27.7 C
New York
sábado, julio 13, 2024

Tratan de rescatar a sobrevivientes de inundaciones en Brasil; hay 128 desaparecidos

- Advertisement -spot_img

Las autoridades del sur de Brasil se apresuraban el miércoles a rescatar a los sobrevivientes de la enorme inundación que ha causado la muerte de más de 100 personas, pero algunos residentes se rehusaban a dejar atrás sus pertenencias, mientras que otros regresaron a las casas evacuadas a pesar del riesgo de nuevas tormentas.

Las fuertes lluvias e inundaciones que han azotado el estado sureño de Rio Grande do Sul desde la semana pasada también han dejado 128 personas desaparecidas, dijeron las autoridades. Más de 230.000 personas han sido desplazadas, y gran parte de la región quedó aislada por las aguas.

Se pronostican más lluvias en el estado el miércoles, con granizo y ráfagas de viento que podrían alcanzar hasta los 100 kilómetros por hora (62 millas por hora), de acuerdo con el boletín matutino del Instituto Nacional de Meteorología.

Funcionarios de la agencia de protección civil del estado dijeron a The Associated Press que han estado tratando de persuadir a los residentes de la ciudad de Eldorado do Sul, una de las más afectadas por las inundaciones, para que abandonen sus hogares. Está situada junto a Porto Alegre, cerca del centro de la costa del estado. Al menos cuatro personas se negaron a evacuar.

Un sobrevuelo de Eldorado do Sul en helicóptero militar mostró cientos de casas sumergidas, de las que sólo se veían los tejados. Los residentes utilizaban tablas pequeñas, tablas de surf y motos acuáticas para desplazarse. El alcalde Ernani de Freitas dijo a los periodistas locales que la ciudad «será totalmente evacuada».

«Tardaremos al menos un año en recuperarnos», comentó.

El gobernador de Rio Grande do Sul, Eduardo Leite, en una conferencia de prensa celebrada a el martes por la noche, hizo un llamamiento a los residentes para que se mantengan alejados del peligro, ya que el aguacero previsto puede causar inundaciones más graves en todo el estado.

«No es el momento de volver a casa», aseveró.

La advertencia de la agencia de protección civil, que pedía a los residentes desplazados no regresar a las zonas inundadas, también hacía hincapié en el riesgo de transmisión de enfermedades.

El general del ejército Marcelo Zucco, uno de los coordinadores de las operaciones de rescate, dijo a la AP que su equipo está trabajando a toda máquina antes de las fuertes lluvias pronosticadas para la zona de Porto Alegre este fin de semana. Lluvias moderadas caían el miércoles por la tarde en la ciudad.

«Esperamos que las próximas lluvias no sean como las que vimos, pero no hay forma de estar seguros de que no habrá problemas por delante», dijo Zucco.

«En este momento nos estamos centrando en terminar las operaciones de rescate e iniciar el apoyo logístico a la población. Eso es llevar agua, medicamentos, comida y transportar a los enfermos a algún hospital», añadió el general.

- Advertisement -spot_img
Must Read
Related News