24.4 C
New York
sábado, julio 13, 2024

La producción industrial china reduce su crecimiento hasta un 5.6% en mayo

- Advertisement -spot_img

La producción industrial en China creció un 5.6% interanual en mayo, inferior en 1.1 puntos a la del mes anterior, según datos oficiales divulgados el lunes por la Oficina Nacional de Estadística (ONE) del país asiático.

La cifra del quinto mes del año queda asimismo por debajo de lo que esperaban los analistas, que pronosticaban un frenazo menos profundo hasta un avance interanual del 6%.

De los tres grandes sectores en los que la ONE divide este indicador, el que más aumentó su producción fue el de manufactura (6% interanual), seguido del de producción y suministro de electricidad, calefacción, gas y agua (+4.3%) y, por último, del minero (+3.6%).

La institución destacó el aumento de la producción de bienes concretos como los aparatos de impresión en 3D (+36.3% interanual), los vehículos eléctricos (+33.6%) o los circuitos integrados (+17.3%).

La ONE también hizo hoy públicos otros datos estadísticos como las ventas al por menor, indicador clave para medir el estado del consumo, las cuales aceleraron más de lo esperado al pasar del 2.3% de abril al 3.7% interanual en mayo, mientras que los pronósticos apuntaban a un alza del 3%.

Por su parte, la tasa oficial de desempleo en zonas urbanas se situó en el 5%, misma cifra que un mes atrás y que la anticipada por los expertos, y dentro del límite máximo del 5.5% que se marcó el Gobierno chino para este año.

Mientras tanto, la inversión en activos fijos, que en el primer tercio del año había subido un 4.2% interanual, redujo ese dato hasta el 4% en el acumulado hasta mayo pese a que los analistas esperaban que la cifra se mantuviera inamovible.

Concretamente, en el análisis por sectores, la inversión destinada a manufactura creció un 9.6% y la de infraestructura, un 5.7%, mientras que la orientada a la promoción inmobiliaria se desplomó un 10.1% interanual en el marco de la prolongada crisis que vive el sector.

Louise Loo, de Oxford Economics, considera “poco convincente” la inercia de la actividad económica en China más allá de ‘nuevas’ industrias como los vehículos eléctricos. En su opinión, el reciente impulso a las políticas de estímulo fiscal e inmobiliario “todavía no ha mejorado el sentir entre los consumidores e inversores”.

La analista afirma que los datos positivos de las ventas al por menor se deben a una base comparativa favorable y a una “distribución anticipada del gasto”, advirtiendo de que su tipología refleja aún “una confianza de los consumidores y una capacidad de gasto bajas”.

Para Loo, esta situación, sumada a factores como los datos de crédito o masa monetaria, la debilidad del yuan o la demora en las bajadas de tipos en Estados Unidos, hace que su pronóstico de reducciones de tasas de interés por parte del banco central chino se vea también aplazado desde finales del tercer trimestre al cuarto.

- Advertisement -spot_img
Must Read
Related News